Opinión de la Película “Adult World” (2013)

MV5BMjIzNDY1NjgzOV5BMl5BanBnXkFtZTgwNzMzMDEwMTE@._V1_SX640_SY720_Adult World es una película sencilla de esas que no se estrenan en el cine y van directo a DVD/Blu-Ray y/o a servicios de streaming.

Disponible desde el 2013, la película cuenta con las actuaciones de John Cusack, Emma Roberts y Evan Peters. Estuvo dirigida por Scott Coffey (“Ellie Parker”) y escrita por Andy Cochran (“Teen Wolf”).

Se nos presenta la historia de Amy, una estudiante ya graduada que sueña con ser una de las mejores poetas en la actualidad. Cuando sus padres deciden cortar con su ayuda económica, a Amy no le queda de otra que buscar empleo para pagar sus student loans. Es cuando empieza a laborar en Adult World, una tienda de contenido y juguetes sexuales para adultos. Mientras trabaja allí decide mantener la llama de su pasión encendida tratando de dar con Rat Billings, uno de sus escritores favoritos.

Puedo decir que, aunque no fue nada espectacular, me gustó mucho Adult World. Tiene una frescura que me recordó a High Fidelity. El personaje de Emma Roberts puede irritar, pero creo que Amy evoluciona minuto a minuto.

Hablando de minutos, la película es corta; necesita de apenas hora y media para su total reproducción.

La actuación estuvo muy bien, considero que la química entre Emma Roberts y Evan Peters fue bastante plausible, de hecho, empezaron a salir y llegaron a consumar matrimonio no mucho tiempo después (aunque actualmente no están juntos). También creo que ambos aprendieron mucho de John Cusack, quien no decepciona aquí. También debo hacer mención especial a Armando Riesco, quien hizo de Rubia, un personaje transexual y a Cloris Leachman, quien hizo de dueño de la tienda Adult World.

Sé que no tiene las mejores puntuaciones en las páginas dedicadas a eso (6.1 en IMDB, 61% en Metacritic y 56% en Rotten Tomatoes) pero, creo que si se tiene una mente abierta y gustan de los dramas-comedias-romance, pueden disfrutar mucho de Adult World. Además de que no dura mucho y puede ser encontrada fácilmente en el catálogo de Netflix (USA).

Opinión de la Película “X-Men: Days of Future Past” (2014)

poster-trio

Sin dar importancia a las opiniones mixtas que pude leer mayormente en Twitter, ésta era una película que estaba esperando por minutos.

X-Men: Days of Future Past es otra instalación en el universo de los conocidos mutantes y une las dos vertientes: las primeras películas que arrancaron a inicios del milenio con los hechos acontecidos en First Class.

Entiendo el descontento y desilusión de muchos, pues Days of Future Past se apoya más en una buena trama con reducida escenas de acción. Está fuertemente respaldada por excelentes actuaciones de un elenco de primera y, por supuesto, efectos especiales excepcionales.

En una inimaginable unión entre el Profesor X y Magneto, los X-Men envían a Wolverine al pasado en un intento desesperado de corregir algunas acciones tomadas en ese entonces y tratar así de prevenir sucesos que acabarían con los mutantes y la humanidad 50 años más adelante.

Es una trama tomada del cómic que fue lanzado en el 1981 y, por supuesto, incluye notables cambios y adiciones. Puede que también incluya algunas referencias externas y apoyen parte del proyecto en éstas.

Days of Future Past es una película excelente dentro del género, muy pulida y satisfactoria para el público más adulto y amante de el universo Marvel.

Dije que cuenta con un elenco de primera, y debo mencionar algunos nombres como James McAvoy y Michael Fassbender y Patrick Stewart e Ian McKellen (quienes interpretan las versiones jóvenes y más adultas de Charles Xavier y Magneto), además, Jennifer Lawrence, Peter Dinklage y Hugh Jackman en roles de más demanda, con Ellen Page, Nicholas Hoult, Halle Berry, Shawn Ashmore y Evan Peters dando soporte.

No hagan mucho caso a lo que puedan leer en los medios, Days of Future Past es lo que toda película de súper-héroes contemporáneos debería ser: una buena dosis de acción pero con una trama que vale cada minuto. No dejen de verla… Puede ser en el cine o en la comodidad de su hogar, se puede disfrutar igual. Es de esas películas que se pueden ver más de una vez y maneja temas difíciles de manera convincente. No les hablé mucho de los detalles técnicos, pero es obvio que vale la pena… No la dejen pasar.

American Horror Story: Asylum

asylum__american_horror_story__by_florentw08-d5cm9yfVuelvo a explicar con las mismas palabras lo que expresé cuando les comentaba sobre la 1ra temporada: American Horror Story no es la típica serie cuyos eventos trascienden a otra temporada y, quizás, a otra y luego a otra. No. American Horror Story es, más bien, una antología (para llamarla de algún modo) donde las temporadas no tienen enlaces y se cuentan diferentes historias en cada una de ellas recopilando varias de las leyendas urbanas americanas.

En esta ocasión les hablaré sobre la segunda temporada que llevó como nombre American Horror Story: Asylum.

‘Bienvenidos a Briarcliff’ cita el primer episodio de esta temporada; Briarcliff no es más que un asilo para enfermos mentales a cargo de la Iglesia Católica. Antes de ser un asilo era un hospital especializado en tuberculosis y ahora es prácticamente un infierno del cual es bastante difícil salir.

Lana Winters se dará cuenta de ello casi de inmediato; una reportera bastante ambiciosa que anda recopilando información sobre el asilo y algunos de sus pacientes, entre ellos Kit Walker, un joven que presuntamente se hace pasar por un asesino en serie llamado ‘Bloody Face’, que asesinó a su esposa y es condenado a ser encerrado en Briarcliff.

En Briarcliff nadie es normal y muchos tienen secretos tenebrosos y pasados que no merecen ser mencionados.

American Horror Story: Asylum es una muy buena temporada, donde no hay miedo para mostrar el horror tal y como es, donde hay elementos de ciencia ficción y terror puro, donde la música es muy buena y la actuación mejor aún. Cuenta con un vasto elenco de actores tanto nuevos como que regresan de la primera historia.

Entre los nuevos tenemos a Lizzie Brocheré, Joseph Fiennes, James Cromwell, Naomi Grossman, Clea Duvall, Chloe Sevigny, Britne Oldford, Fredric Lehne, Adam Levine y Franka Potente, para mencionar a algunos.

Entre los que regresan desde la primera instalación (con roles diferentes, por supuesto) tenemos a Evan Peters, Jessica Lange, Lily Rabe, Sarah Paulson, Zachary Quinto, Frances Conroy y Dylan McDermott.

Personalmente, puedo confesar que me gustó más la primera temporada. Fue más dirigida y más sencilla. Esta temporada tiene muchos personajes y tramas que se cruzan, la sentí un poco cargada para ser de apenas 13 capítulos.

En fin, estoy muy emocionado con la 3ra temporada que ya se avecina, se llamara “American Horror Story: Coven” y también contará con actuaciones de nuevos y veteranos dentro de esta antología.

Opinión sobre la primera temporada de”American Horror Story”

American Horror Story no es la típica serie cuyos eventos trascienden a otra temporada y, quizás, a otra y luego a otra. No. American Horror Story es más bien una antología (para llamarla de algún modo) donde las temporadas no tienen enlaces y se cuentan diferentes historias en cada una de ellas, recopilando varias de las leyendas urbanas americanas.

Actualmente, están televisando episodios de la segunda temporada pero, en este apartado, les hablaré un poco sobre la primera instalación que se lanzó el año pasado en formato semanal.

La primera temporada fue llamada “Murder House” por sus seguidores y, como el nombre lo indica, se desarrolla en una enorme casa con un pasado bastante oscuro, donde se cometieron varios asesinatos y fantasmas merodean las habitaciones y los confines de la mansión.

¿Y quién dijo que los fantasmas no pueden tener sentimientos? Sentimientos de odio, repulsión, sentirse solos y vacíos, impulsos sexuales, amor…

American Horror Story nos cuenta una historia bastante peculiar, pero excelentemente presentada.

Una familia de tres, vulnerable y pendiendo de un hilo (aborto involuntario, infidelidad, depresión) se muda a Los Ángeles tras adquirir una casa a un precio muy bajo pero que, a la larga, les saldrá muy cara, pues los fantasmas de quienes fueron asesinados en ella tienen sus propias intenciones y son los miembros de esta familia sus ratones de laboratorio.

Por más extraño que pueda parecer, les cuento que la serie fue visionada por el creador de Nip/Tuck y los co-creadores de Glee.

Cuenta con una excelente actuación de una actriz nominada 6 veces al Óscar y ganadora de dos de ellos, Jessica Lange (galardonada varias veces por sus esfuerzos en esta serie).

Los protagonistas Dylan McDermott y Connie Britton se desempeñan aceptablemente en sus papeles pero se ven puestos en las sombras de mejores interpretaciones de sus compañeros.

Los jovencitos Evan Peters y Taissa Farmiga estuvieron formidables y me gustó mucho la interpretación de Kate Mara.

American Horror Story es una serie para adultos, no solo por su presentación, sino por los temas y, por supuesto, el material “asustadizo”.

Es una historia tremendamente narrada y muy bien actuada en sentido general, apenas consta de 12 episodios de unos 40 minutos cada uno y la serie, en su totalidad, tiene un desenlace satisfactorio (al menos en mi humilde opinión).

La segunda temporada es conocida como “Asylum” y algunos actores de esta temporada pasaron también a trabajar en la siguiente, entre ellos Evan Peters, Jessica Lange, Zachary Quinto, Lily Rabe y Sarah Paulson.

Never Back Down

 

Muchos que siguen este blog a lo mejor han visto la grandiosa película “Fight Club”  del 1999. Never Back Down podría verse como “Fight Club” para adolescentes. Aún así, considero que fue una película sumamente entretenida de principio a fin.

Nos cuenta la historia de Jake Tyler, un joven cuyo pasado lo ha afectado últimamente. Su padre falleció y, por alguna razón, Jake se siente culpable. Esto lo conlleva a tener un comportamiento agresivo y lo demuestra mayormente en los deportes, trayendo conflictos a su alrededor. La familia decide mudarse de Iowa a Orlando y Jake promete dejar de jugar Football, buscando así una mejoría en su conducta. Sin embargo, encuentra otro deporte en el cual canalizar sus enojos, la pelea. En el proceso de adaptación a la nueva ciudad conoce amigos y otros no tan amigos, también conoce a Jean Roqua, un veterano de las artes marciales que lo entrena en su gimnasio. Una cadena de eventos hace que Jake se inscriba en el torneo más famoso buscando acabar con su rival principal.

Como solemos ver en este tipo de películas, tenemos un grupo de actores de veinti-tantos años que, supuestamente, asisten a la secundaria. El colegio parece más bien una universidad. También tenemos el clásico cliché de que llega el personaje nuevo y la muchacha que le gusta resulta ser novia del matón del lugar.

Pero bien, dije que era sumamente entretenida y dista mucho de ser otra “Fight Club”. Podría tener quejas con el uso de la cámara en algunas escenas donde se presentan ambientes y sendos diálogos pero el uso de las cámaras en las peleas compensan mis primeras quejas. Para mi, la música fue excelente; se utilizaron -y hasta se mezclaron- tracks conocidos de diversos géneros musicales. Podría mecionar a My Chemical Romance, Soulja Boy, Red Jumpsuit Apparatus, 12 Stones, King Juju, The Bravery, Rise Against, Flypside, The Cribs, Kanye West, Daft Punk, DJ Tiesto y algunos más que se me escapan. Una combinación que haría un excelente disco de soundtrack.

Aún no he hablado de los actores; pues en el rol principal tenemos a Sean Faris, cuyo parecido a un joven Tom Cruise es casi-escalofriante, también tenemos a Cam Gigandet, una cara que, por casualidad, he visto recientemente en dos films (“Easy A” y “The Roommate”), además cuenta con Amber Heard, otra actriz que he visto recientemente en una pequeña participación en “Zombieland” y en la serie efímeramente cancelada, “The Playboy Club”. Además, si recuerdan grandes películas como Gladiator, Constantine y Blood Diamond, reconocerán de inmediato a Djimon Hounson.

Never Back Down es predecible, no es muy original y tiene decenas de clichés, aún así el director, Jeff Wadlow encontró la manera de hacerla funcionar. Capta tu atención en cada escena. Algo que quizás hizo funcionar a la película fue el hecho de mezclar géneros: escenas de deportes, luego la clásica escuela secundaria, jóvenes y fiestas; para después tomar el giro más sombrío del mundo de las peleas callejeras juntamente con los problemas familiares del protagonista, volteando la trama un poco hacia el género dramático. Estos elementos hacen que la película no llegue a aburrir.

Me topé con una información sobre una secuela de esta película, la trama y los actores nada tuvo que ver y, supuestamente, es muy mala, ¿qué piensan ustedes? ¿Creen que la debería ver?